Economía

viernes, noviembre 15, 2019

Un paraíso en Falan.

A solo 20 minutos de Mariquita y a 2 horas de Ibagué, hay un paraíso por descubrir: La reserva natural 'Ciudad Perdida de Falan'. El Cronista.co en su objetivo de mostrar el potencial turístico que tiene el Tolima, recomienda este maravilloso lugar.
Un paraíso en Falan.

Prepárese para adentrarse en un mágico lugar lleno de naturaleza, historia y aventura. En el corazón del Tolima, en el corazón de Colombia.
 
'La Ciudad Perdida de Falan', son ruinas del Siglo XVIII, de una ciudadela española que se erigió al lado de las Reales Minas de Santa Ana, en la época de la Colonia. 

Se llamaban reales porque eran minas de oro y plata de propiedad directa del rey de España,
que después de la guerra de independencia fueron entregadas en concesión a los ingleses por orden del General Bolívar.

En este sitio trabajaron o pasaron por allí grandes personajes de la historia colombiana como José Celestino Mutis, Francisco José de Caldas, Alexander Von Humbolt y Simón Bolívar, entre otros.

 De esta ciudadela minera que estaba perdida en la selva, aún se conservan túneles, murallas y bodegas en piedra, ya que la mayoría de las estructuras fueron destruidas hace más de un siglo para vender el ladrillo en las poblaciones vecinas.

Naturaleza pura.

Para llegar a la CIUDAD PERDIDA hay que recorrer un sendero único en Colombia que tiene dos componentes  fundamentales. Un componente ecológico con mucha agua y naturaleza y un componente histórico y arqueológico que ha sido declarado Patrimonio Histórico del Tolima.

El sendero va por la orilla de un río pasando por tres cascadas espectaculares y varios charcos de aguas cristalinas
donde el turista se puede bañar, para luego atravesar tres túneles y llegar a la ruinas de la CIUDAD PERDIDA. 

Este recorrido tiene una duración de cuatro horas aproximadamente, durante las cuales los guías le cuentan toda la historia que estaba perdida en estos parajes.

El turista también tiene la posibilidad de hacer parte del recorrido por el aire en un Canopy que tiene un kilómetro de 
vuelo con cuatro líneas que pasan por encima del río y del sendero y que termina en la copa de un árbol para luego descender por un puente tibetano de 40 metros de largo. En ese punto los instructores de Canopy se encargan de los equipos para que el visitante continúe caminando por el sendero hasta la CIUDAD PERDIDA y cuando vaya subiendo  de regreso podrá disfrutar el kilómetro de sendero que no conoció cuando bajaba por el aire.

Puede leer nota relacionada: La nueva ruta de Ciudad Perdida, la que se tragó la selva en el corazón del Tolima

¿Cómo llegar?

Al llegar a Falan se ubican en la iglesia del municipio. A una cuadra adelante esta la Calle Morales a mano izquierda, y por ahí se baja  hasta el parqueadero. Ahí se puede dejar el vehículo.

 En la entrada de la reserva le venden la manilla y le consiguen el guía. Si no hay guías disponibles, le entregan un mapa del sendero.

Si le gusta la aventura puede hacer la mitad del recorrido por el aire ya que se cuenta con el CANOPY más largo del país, con un kilómetro de vuelo dividido en cuatro tirolesas y un puente tibetano.

También puede realizar torrentismo en una cascada de 45 metros de altura.

Costos

Entrada General 12.000 pesos.

Guía del sendero 5.000.

Canopy y puente tibetano 40.000

Torrentismo 30.000

Servicio todos los días de 8 am a 4 pm.

Almuerzo típico sábados, domingos y festivos. Valor 12.000 pesos

(Con información de Fernando Aguirre López, Representante Legal de la  FUNDACIÓN SANTA ANA).

Visítenos en Instagram y faceboook: ciudadperdidafalan
www.ciudadperdidafalan.com
TEL. 3166220606



También te puede gustar...