Destacadas

lunes, mayo 10, 2021

Los contratistas 'consentidos' del clan Char se quedan con las grandes obras de Ibagué

#InformeEspecial | El Complejo de Raquetas de Ibagué acaba de ser adjudicado a contratistas que recibieron jugosos contratos con la familia Char. No es la primera vez que sucede algo así en la administración de Andrés Hurtado. Aquí le contamos
Los contratistas 'consentidos' del clan Char se quedan con las grandes obras de Ibagué

Este domingo 9 de mayo la Alcaldía de Ibagué dio a conocer la firma a la cual le fue adjudicado el contrato por $8.628 millones para la construcción del Complejo de Raquetas en el Parque Deportivo. Tal como se esperaba, el ganador fue un contratista que ya ha obtenido varias licitaciones con entidades públicas bajo el control de la familia Char en la Costa Atlántica.

Se trata del contratista bogotano Carlos Alberto Rozo Nader, en llave con la constructora de Cundinamarca, Pleximundo SAS.

Llama la atención que esta misma combinación se ganó en el año 2017 la licitación para la construcción del Parque de Raquetas en la ciudad de Barranquilla, bajo la Alcaldía de Alejandro Char. Esa obra entregada a Rozo Nader y a Pleximundo SAS costó $6.800 millones.

Asimismo, el contratista Carlos Alberto Rozo Nader se ganó la licitación para el Patinódromo de Barranquilla, otro escenario deportivo que hizo parte de los Juegos Centroamericanos 2018. Esa obra costó $11.900 millones.

De acuerdo con el portal La Silla Vacía, el ingeniero bogotano fue el segundo contratista que más plata obtuvo gracias a la familia Char durante los Juegos Centroamericanos del 2018, solo por detrás de los poderosos hermanos Daes.

Sin embargo, no es el primer proyecto de infraestructura que la administración de Andrés Fabián Hurtado les entrega a contratistas con alta injerencia en la contratación pública de la Costa Atlántica, es decir, de la familia Char.

Lo mismo pasó con el Coliseo Mayor del Parque Deportivo, que cuesta más de $43.000 millones, el cual fue entregado al Consorcio Obras Especiales Ibagué, con sede en Barranquilla, integrado por Virgilio Osorio Torres, JP Construcciones Ltda., Inconbelci SAS,  Erwin Castro Salgado y Didier Portela.

Después de revisar detenidamente, se puede constatar que varios de los que se ganaron la licitación del Coliseo Mayor de Ibagué, durante los últimos años se han quedado con jugosos y numerosos contratos de entidades públicas bajo el control del clan Char.

Es el caso de Virgilio Osorio, quien en el año 2014 hizo parte de la firma que se quedó con un contrato por $1.800 millones para construir 11 CAI en Barranquilla. La alcaldesa en ese momento era Elsa Noguera, hoy en día gobernadora del Atlántico, y una de las piezas claves en el clan Char. Además, en el 2017 Osorio también conformó una firma que se quedó con un contrato por más de $17.000 millones para la construcción de vías entre Las Tablas - Repelón, Atlántico.

Si bien en ese momento el gobernador era Eduardo Verano de La Rosa, del Partido Liberal, bien conocida fue su alianza con la familia Char para llegar a la Gobernación del Atlántico en el 2016; lo que a la postre significó la clara injerencia del clan en varias secretarías de la Gobernación. Esos ejemplos, solo por nombrar algunos de los contratos más grandes entregados a Virgilio Osorio, también contratista del Coliseo Mayor de Ibagué.

Lo mismo se refleja al ver los contratos públicos entregados a firmas en las que participa Erwin Castro Salgado. En el año 2017 la Gobernación del Atlántico entregó un contrato por más de $1.700 millones para construir canchas y parques, a una firma integrada por Castro Salgado.

El contratista recientemente además se favoreció con la adjudicación del contrato para construir una nueva sede de la Universidad del Atlántico, bajo la Gobernación de Elsa Noguera. Proyecto que cuesta más de $26.000 millones, y en el cual también participa Virgilio Osorio Torres.

En el 2018 Erwin Castro Salgado representó la firma que se quedó con el contrato por $8.600 millones para construir el hospital de Soledad. En ese momento el alcalde de ese municipio era Joao Herrera, del Partido Cambio Radical, bajo el dominio absoluto de los Char. Esos son apenas algunos ejemplos de los millonarios contratos que se han ganado con la familia Char, los mismos contratistas que se quedaron con el proyecto del Coliseo Mayor de Ibagué, uno de los más importantes de la administración de Andrés Hurtado.

Según La Silla Vacía Caribe, una rigurosa investigación les permitió identificar que el grueso de la contratación de los Char por lo general queda en las manos contratistas o familias, que a su vez son aliados políticos y tienen fuertes cuestionamientos en su contra.

“De los cuatro contratistas que concentraron casi la mitad de la megaconcentración durante el segundo mandato de Char, uno comparte negocios con la familia Char; con otro tienen una alianza política; el tercero dicen que fue parte de su campaña; y el cuarto es visto como uno de los sostenes de la popularidad del clan”, asevera La Silla Vacía. ¿Ese es el modelo de contratación pública que exalta y busca emular el alcalde Andrés Hurtado?

¿Sobrecostos?

Otro punto que genera polémica con relación al Complejo de Raquetas de Ibagué, es el costo. Es de recordar que su inversión asciende a los $8.600 millones, y que contará con seis canchas de tenis. No obstante, el Parque de Raquetas de Barranquilla tuvo cinco canchas nuevas y se remodelaron cuatro, con una inversión cercana a los $6.800 millones. Lo que significa $1.800 millones menos.

Por último, cabe recordar que en noviembre del 2020, en plena crisis de la pandemia, el alcalde Andrés Hurtado fue motivo de polémica por un sorpresivo viaje a la ciudad de Barranquilla. Las justificaciones del viaje nunca fueron del todo convincentes, y menos en un momento tan crítico por cuenta de la pandemia.

"Barranquilla ha sido una de las capitales de Colombia con más desarrollo y progreso en los últimos años. Esto, gracias a un equipo liderado por Alejandro Char, que con visión, trabajo y mucho enfoque, ha logrado transformar a 'La Arenosa' en una ciudad imparable", exaltó Hurtado al exalcalde Char.

Semanas después de la extraña visita al clan Char, se adjudicó el Coliseo Mayor de Ibagué a un consorcio con sede en Barranquilla, y ahora el Complejo de Raquetas a uno de los contratistas más ganadores con la poderosa familia.

El Cronista.co pudo establecer que las veedurías ciudadanas que han supervisado de cerca la contratación pública del gobierno Hurtado, pedirán a los entes de control una vigilancia estricta a la ejecución del proyecto del Complejo de Raquetas.



También te puede gustar...