Destacadas

jueves, febrero 18, 2021

Aplausos

A los gobiernos les gustan los aplausos. No les importa que vengan de una única mano. Los que no participan de los vítores, son, somos, por lo general, unos pequeños resentidos. Sin embargo, me niego a aplaudir.
Aplausos

Para que el aplauso sea válido, se deben usar las dos manos. Aquí, sólo aplaude la derecha. Qué llegaron 50 mil vacunas. Tiemblan las redes sociales. Aplausos señor presidente, gracias señor presidente, eres maravilloso señor presidente. Despliegue de medios, titulares de medios gobiernistas, caravanas de carros oficiales rumbo a la aplicación de la primer vacuna, crónica sobre la primera mujer que será vacunada, visita de la vicepresidenta que quiere ser presidenta, esto es lo que necesita el país, estamos salvados, gracias, gracias, gracias señor presidente, no le haga caso a los mamertos castrochavistas pro rusos que minimizan sus logros. Gracias señor presidente. Aplausos señor presidente.

La verdad es que son especialistas en mirar su propio ombligo. Olvidan que en Chile inició su plan de vacunación antes de navidad y que al viernes 12 de febrero ya 1,8 millones de chilenos habían recibido la primera dosis. Argentina y México, cerca de 700 mil cada uno. Nosotros aquí bien, gracias, felices con 50 mil. A Ibagué llegarán 1.300 que no alcanzan ni para el personal de salud que atiende la emergencia. Gracias señor presidente. Aplausos señor presidente.

Se viene la reforma tributaria. Portafolio, de la Casa Editorial El Tiempo, de propiedad del banquero Luis Carlos Sarmiento Angulo, titula con la inclusión de un paquete para mitigar la pobreza. Tan bonitos. Aquí no se mitiga nada y la inyección no sólo será dolorosa sino que impactará negativamente en la reactivación de la economía y del empleo. El punto clave de la discusión girará alrededor del IVA. El presidente dice que no nos preocupemos, que los sectores más vulnerables recibirán la devolución del impuesto. En últimas, la clase media baja, que es la más numerosa, la que no recibe de vuelta nada, llevará del bulto. Gracias señor presidente. Aplausos señor presidente.

Como afirma Salomon Kalmanovitz, ·"En vez de agobiar a la clase media y a los pobres con más IVA, se deberían eliminar las exenciones que permiten que el sector financiero pagara en 2020 solo el 1,9 % de sus utilidades de $121 billones; las petroleras, el 7 % de $92 billones, y las empresas mineras, el 6 % de $31 billones, cuando debieron pagar el 33 %”. Aquí los impuestos son para los pobres, los ricos, los hacendados, los banqueros y los mineros se relamen los bigotes, apoyan candidaturas y se hacen cada vez más ricos. Gracias señor presidente. Aplausos señor presidente.

A los gobiernos les gustan los aplausos. No les importa que vengan de una única mano. Los que no participan de los vítores, son, somos, por lo general, unos pequeños resentidos. Sin embargo, me niego a aplaudir. Me niego al festejo por la supuesta disminución de las cifras de accidentes automovilísticos como si fueran un éxito de alguna política y no del encierro; me niego a creer que bajaron las cifras de delincuencia gracias al liderazgo y a las políticas integrales cuando ésta se debe al encierro. El encierro acabó y las cifras se dispararon. Pero nada, hay que aplaudirlo todo, porque los gobernantes necesitan sentirse importantes y los grandes responsables del supuesto desarrollo político, social, económico y cultural de los pueblos. Ok. Gracias. Aplausos.

Y así nos va.



También te puede gustar...