Columnistas

jueves, enero 09, 2020

No pierda el foco alcalde Hurtado

¿Tiene claro el alcalde Andrés Hurtado, cuáles van a ser las obras banderas que realizará durante sus cuatro años de gobierno? (Ya le quedan menos de cuatro años alcalde, recuerde que el tiempo es el principal enemigo)
No pierda el foco alcalde Hurtado

La pregunta surge, debido a la seguidilla de anuncios que en estos primeros días de gobierno ha hecho el alcalde. Da la impresión como si aún estuviera en el papel de candidato. Por eso el grado de desconcierto y sobresaltos que ha causado en algunos sectores de la ciudad.

A propósito, me encontré con uno de los asesores de despacho del alcalde y le pregunté cómo pintaba el panorama. La respuesta estuvo en concordancia con lo que muchos ibaguereños pensamos y hemos visto: hay entusiasmo y ganas de hacer bien el trabajo.

Pero en medio de ese optimismo, el desconcierto podría tener justificación si con esa tracalada de anuncios, podríamos estar a las puertas de una mayúscula improvisación. Lo digo, porque el alcalde Hurtado debió llegar el primero de enero con una bitácora de vuelo definida en cuanto a obras plenamente plasmadas y priorizadas en su propuesta de gobierno.

Es claro que hubo un empalme con el gobierno saliente. En ese orden, y como una primera acción de gobierno, lo ideal es que hubiera presentado un informe detallado de cómo recibió en su conjunto la Alcaldía. De continuar, haciéndolo a cuenta gotas, el tiempo se le va a ir en eso.

Tiene el alcalde Hurtado una fortaleza que no tuvo la anterior administración. Mientras uno de los puntos débiles de Guillermo Alfonso Jaramillo fue tener un equipo de gobierno liviano en visión y experiencia, el alcalde Hurtado buena parte de sus altos funcionarios son competentes, conocen la ciudad y la administración. Ejemplo de ello, el gerente del Ibal, Juan Carlos Núñez; el gerente de Proyectos Estratégicos, Jesús Alberto Carvajal, el secretario de Gobierno, Carlos Portela y el secretario General, Javier Triana, entre otros nombres. Es decir, tiene equipo.

No sería conveniente que se llegue a febrero y aún se estén haciendo anuncios de obras o que algunos medios de comunicación, como ya está ocurriendo, estén en el plan de fomentar debates que, por decir lo menos, resultan inoportunos. Análisis y discusiones alrededor sobre cuáles son los principales proyectos que se deben desarrollar en Ibagué, y que debería adelantar la actual administración, no tienen sentido en este momento.

Hay un alcalde que está en el inicio del periodo y por lo tanto se entiende que la agenda de ejecuciones está claramente establecida. En el cúmulo de necesidades que tiene Ibagué, donde todo está por hacer, se espera que el alcalde Hurtado evite caer en los errores de la mayoría de sus antecesores. Picar aquí y picar allá, eso es ir directo al fracaso, sobre todo en una ciudad como Ibagué con acentuadas dificultades financieras. Eso de dispararle a todo, no resulta acertado. Ese ha sido un mal de los alcaldes de Ibagué. Querer abarcar todo a la vez para que al final las cosas terminen a medias.

Tener el derrotero claro es crucial en este momento. La apuesta de los ibaguereños es que el alcalde Hurtado resulte un buen mandatario, que acierte, que deje una mejor ciudad de la que hoy tenemos. Que esas ganas, que esas buenas intenciones, que ese optimismo que mencionó el asesor, (hay que decirlo también, se trata de un buen asesor), se convierta en timonel para que Ibagué sea la ciudad capital intermedia del país que sale, por fin, del ostracismo en que ha estado en las últimas dos décadas.

Que la ciudad merece tener un mejor estadio de fútbol, por supuesto. Pero sería mejor alcalde Hurtado que su esfuerzo se lo dedique a concretar la acción que requiere con urgencia la ciudad por todo lo que se va a derivar de ella y que usted lo sabe mejor que nadie, y además es su mayor apuesta: el Plan Estratégico de Transporte, esa sí una obra fundamental en estos momentos.

Que sea usted alcalde Hurtado, quien al finalizar su mandato, deje un Ibal eficiente, un acueducto alterno terminado y el suministro de agua potable garantizado para toda la ciudad.

Que fue en su administración, alcalde Hurtado, que se terminó la construcción de los 7 grandes escenarios deportivos que restaban. Evite alcalde Hurtado que los famosos comités de aplausos lo desvíen del foco.

•          Autor del libro “Las claves de los buenos alcaldes”

•          Ex jefe de redacción de Tolima 7 días



También te puede gustar...